jueves, 29 de noviembre de 2007

Perdida

Partiste desnuda…

alejándote de todo nudo.

...hubieras terminado triunfante,

brillante,

en mis manos.

Admirarte he podido,

recuerdo tu alma acerada

unía,

viéndote flexible en momentos difíciles,

y aguda,

rígida,

capaz de hacerme saltar la sangre.

Hoy perdida,

esa mirada extraño,

asiática.

Si creíste que te había dejado

y en los trozos del negro destino te escondes

nunca olvides,

que a buscarte volveré,

una y otra vez,

porque simplemente

te necesito.

(las cosas que hay que decir para que aparezca la maldita aguja que se me cayó!!!)

jajaja

No hay comentarios: