sábado, 24 de noviembre de 2007

La Cuña

Como cuña desmadrada,

cayendo desde la luna,

bebe y se baña en mi sangre,

quiere partirme sin antes pedirme…

que sea mi alma,

una obra de arte.

Me duele…

su pretensión egipcia,

de hacer nacer en mi,

una arista biselada.

Siempre,

mis ojos tendrán presente,

la cuña metida,

la imagen agresora que dejó una grieta,

en mi vida…

ensangrentada.

No hay comentarios: