viernes, 23 de noviembre de 2007

En tu puerta

Sienten que llego,

las flores se ríen como en la huerta,

saben que no vengo solo,

con aplausos festejan mis pasos,

y gritando que he llegado,

crecen a la ventana sin retraso.

Cuando te asomas de blanco,

soy un madero estanco,

porque solo atino,

a tocar la puerta,

y ya reflejas mi destino.

Primero te entrego mi regalo,

que dejas a un costado,

tus ojos me avisan,

por la picardía en tu mirada,

que seré el postre,

de tan hermosa velada.

Cuando por fin me duerma,

estarás en el sueño conmigo,

abre el paquete,

si ves un osito y un par se zoquetes,

no te inquietes,

...me echaron de casa,

y me vengo a vivir contigo!

No hay comentarios: